Jugar con estampados tiene sus trucos

Siempre he querido mezclar el estampado de líneas, ese que es el nuevo “when in doubt go black stripes” con otro de flores. Y sí, se me dio.

El 14 de febrero, mientras algunxs estuvieron celebrando, unas amigas muy queridas y yo teníamos nuestro Galentine’s Day a las 12:00 del mediodía en una terraza del Viejo San Juan.

La ocasión ameritaba -para mí que sudo de nada- algo de ropa fresca. Llegó el día de que mi falda/pantalón corta y de flores jangueara con la blusa sin mangas de líneas azules.

Mezclar estampados o prints puede ser intimidante, pero por algo hay que empezar.

Habrá quienes lo critiquen y digan “Qué clase de ridícula”. Pero también habrá quienes no puedan decir nada más que halagos porque saben que al vestirte lo haces desde una noción muy personal y única. Usualmente, estos vienen de personas bien creativas y eso ya es otro cumplido.

Bodega Blush Mezcla estampados Puerto Rico
En una nueva entrada les paso la receta de esta delicia. (Foto: Sindia Pérez de StyleTropicalia)

En mi caso, no sé si lo puedan apreciar bien, el top tiene líneas azul marino y la falda pantalón tiene algo de azul dentro de las flores. Este podría ser el elemento unificador. En ambas piezas abundan espacios sólidos, pintados de los neutrales que siempre van de la mano: blanco y negro. Unir estas piezas puede parecer una opción riesgosa, pero cuando miras estos detalles es 100% segura. Además, que la blusa y la falda dejen bastante piel al descubierto funciona como otro elemento de unión, pero todo esto no me lo estoy inventando yo.

En el bestseller Refinery 29 Style Stalking, de Christene Barberich y Piera Gelardy -un manual de estilo para adictos de la originalidad y creatividad al vestir- encontré este tipo de cosas que a mi entender funcionan.

Que pronto llegue la primavera y que quiera compartir parte lo que dice esta guía sobre mezclar estampados es el empujón que, a lo mejor, necesitan para jugar con ellos y armar nuevas combinaciones. 


 

7  tips

  1. Si no sabes cómo empezar en esto, combina piezas de color blanco y negro, el dúo que nunca falla, pero que sean de estampados distintos. Así llevas la misma línea de color. Por ejemplo, una blusa blanca de polka dots negros con un abrigo o falda de animal print en blanco y negro. ¡Voilà!
  2. Cuando juegues con estampados, siempre es bueno contar con una pieza de anclaje sean unos trousers preferiblemente en tono neutral o un abrigo o jacket negro de cuero.
  3. Los jeans o mahones siempre son un neutral que pueden funcionar como pieza de anclaje.
  4. Procura que esas piezas estampadas sean de siluetas sencillas, líneas simples, como un pantalón de línea recta o un crop top.
  5. Combinar prints de familias de colores distintas puede verse estrafalario o funcionar a la perfección. Enfócate en buscar la conexión, ya sea en el tipo o forma del estampado o en el color que viaja a través de estos. En mi caso fue el azul.
  6. En general, los prints deben contrastar en al menos dos formas; las más comunes son los colores de las piezas y lo aleatorio o random de los estampados.
  7. Unos pumps color nude, aunque tengan un print alocado, tienden a verse como un neutral, así que siéntete libre de aventurar.

Déjame saber en el área de comentarios qué te parecieron estos trucos y si le añadirías otro a la lista.

Claudia Hilario

Fundadora y Editora

Dominicana criada en Puerto Rico. Le encanta la pizza y la cerveza fría, casi tanto como el chocolate caliente. Prefiere el maquillaje relativamente sencillo y trata de reusar y reciclar mucho de lo que va a parar a su casa. Trabajó por 10 años en GFR Media como editora y reportera de Suplementos Primera Hora.

No Comments Yet

Leave a Reply

Your email address will not be published.

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

Publicidad
Publicidad
Publicidad