Ariel Leizgold: coctelería creativa llena de historia

Presentaciones llamativas que resultan de la historia y la creatividad son los rasgos más elocuentes del bartender israelí Ariel Leizgold, primer finalista de la competencia World Class 2015, celebrada en Sudáfrica.

El joven, quien además lidera dos de los bares más frecuentados en la cosmopolita ciudad de Tel Aviv, realizó una corta visita a la Isla como parte del itinerario de seminarios de cara a la competencia local.

World Class es la competencia internacional que busca descubrir al mejor bartender internacional, y es creada por Diageo Reserve, cuya línea de bebidas espirituosas de lujo es distribuida por Méndez & Co. en la Isla.

Durante la semana pasada, Leizgold, quien atribuye a su padre y madre las cualidades de llevarse bien con la gente y ser muy hospitalario, presentó cuatro cocteles inspirados en la cultura y la historia de diversas partes del mundo.

Así, en efectos atemporales, de esencia “vintage”, como una cámara de fotos o un lente fotográfico, prefiere servir sus tragos originales.

Por ejemplo, en el coctel A Night at 54, hecho con ron Zacapa 23 y que hace alusión al popular Studio 54 de Nueva York  y sus paparazis, recurre a una foto instantánea de un limón, en vez del real, como elemento de decoración.

Ya en el Xhose Experience, hecho con Bulleit Bourbon, y el Saturday Delight Tea, elaborado con ron Zacapa 23, también integra la pipa africana y la pipa de agua, respectivamente.

Bodega Blush Ariel Leizgold 1
Saturday Delight Tea. (Suministrada)

A continuación, lo que el otrora autor del libro Zman Amiti, utilizado en cursos de mixología, compartío con BODEGA BLUSH.

¿Qué ha significado para ti ser un bartender de clase mundial?

Para mí ser un bartender de World Class ha cambiado mi vida; estoy viajando todo el tiempo y a todo el mundo, haciendo mis seminarios, hablando con mucha gente, recibo mucha inspiración de todos lados por los que paso. Es una oportunidad bien grande trabajar con marcas tan prestigiosas y con tanta influencia. Me siento muy afortunado”, asegura el bartender quien también es consultor para locales en China y Panamá.

Además, se encuentra en proceso de abrir un nuevo establecimiento en Nueva York en el 2017.

¿Cómo definirías la manera en la que abordas ser bartender?

Es (sobre) el tema de comunicarse con la gente y entrar un poquito en su alma y darles un poquito de entrada a mi alma, cuando entra y, bueno, hacer este baile y salir. Y esta es la vida para nosotros, si la queremos hacer bien. Hacer un baile, influenciar un poquito y recibir la influencia también y continuar para adelante, dijo el ganador de 11 competencias nacionales e internacionales.

Muchas revoluciones comenzaron en una barra. Somos mediadores entre las personas y sus ideas

¿Cuál sería tu consejo principal para un bartender que está comenzando en la profesión?

Considerar los detalles pequeños es el trabajo más importante de un anfitrión. Todo tiene la misma importancia.

¿Qué conducta te podría molestar de un cliente?

No. Hay que recibirlo todo con amor. Si tú das el respeto, te lo van a dar devuelta. Tenemos que preguntarnos qué hicimos para no recibir ese trato. Y bueno, hay gente loca en todos lados. Tenemos que siempre tener nuestra tranquilidad y estar enfocados.

No me gusta cuando la gente pone sus pies sobre la silla, pero se los digo respetuosamente.

Bodega Blush Ariel Leizgold y Claudia Hilario

¿Qué puedes decir sobre ser una bartender mujer o un bartender hombre?

Leizgold, como propietario de dos de los bares más concurridos en Israel, BellBoy y 223, también añade que independientemente del género, una o un bartender, debe ser de los mejores.

No creo que hay diferencias entre mujer y hombre. Estamos hablando de una profesión que tiene sus requisitos y para ser bueno en tu profesión tienes que manejarte de una manera de nivel mundial y jugar el juego, pero jugarlo bien. Saber cómo inventarlo todo el tiempo de nuevo. Es algo de personalidad

¿Te consideras un bartender o un mixologo?

I don’t like the word mixology. I think is self gratifying. I think is like masturbation. Es una palabra que era inventada de los mixologos para hacerlo más importante, más fancy. Como una logia. Pero en realidad yo no creo que necesito un título. Yo sí creo que cuando alguien dice que es míxologo significa que él trata su profesión como algo más serio, pero yo puedo también ser bartender y estar súper serio en mi carrera y en todo lo que hago. Entonces no necesito tener el título mixologist. No es importante para mí, para nada, y no lo necesito tampoco. Bueno, la gente que trabaja en una factoría de pan, ¿son panologist?…, dijo bromeando.

Bodega Blush 3
Coctel A Night at 54. (Suministrada)

¿Un coctel para San Valentín?

No me gusta preparar cocteles para eventos como tal. Por ejemplo el coctel Valentines’s Day Masacre (confeccionado con Bulleit Bourbon) puedo presentarlo para San Valentine’s Day porque no tiene corazones, no es rosa ni rojo, no tiene flores ni todas las cosas que todo el mundo hace. Y contar la historia que no tiene nada que ver con amor. Yo creo que a la gente le va a gustar más, o no sé qué, una pareja viene para fiestar el Día de San Valentín y le estoy contando la historia, que no tiene nada que ver con amor, pero es algo de compartir. Entonces para mí es más interesante.